Ropa térmica

Escrito por:

Artículo de Material

Ropa térmica

Por fin ha llegado el frío, las bajas temperaturas, ese viento que nos da la sensación de que estamos 10 grados menos de lo que la verdad marca el termómetro, y podemos tener la mala costumbre de ponernos capas y capas de ropa para no pasar frío.

Ya hemos hablado de la teoría de las tres capas, de las características que debe tener la primera y la segunda capa.

Para la primera capa dijimos que es muy importante que nos mantenga caliente y que evacúe perfectamente la humedad que generamos.

¿Cómo debe ser la vestimenta que cumpla estas condiciones sobre todo en pleno invierno? pues, la ropa térmica podría ser una de las respuestas a la pregunta.

Con la ropa térmica tendremos una segunda piel que nos dará calor y nos protege del frío. Una de las principales características de estas prendas es la ligereza, que no nos hará tener menos movilidad y sobre todo sentirnos más pesado como con otro tipo de prendas.

Fuente: Pixabay

¿Cómo funciona?

Dependiendo de la marca que elijamos para nuestra ropa térmica podemos tener diferentes tipos de tecnologías incorporadas, pero aunque el nombre de ésta dependa de la marca, la ropa térmica debe de tener una serie de atributos como ligereza, ajustabilidad, elasticidad, transpirabilidad y reguladora de la temperatura.

Ajustabilidad y elasticidad

Nuestra ropa térmica debe ser lo más elástico que sea posible, ya que se debe ajustar completamente a nuestro cuerpo.

Si llevamos una ropa que nos quede holgada puede dejar pasar aire frío del exterior.

Transpirabilidad

Cuándo vamos haciendo una ruta normalmente sudamos y nuestra ropa térmica debe de transpirar perfectamente para evacuar este sudo y seca.

Si esta ropa no transpira y si está mojada nos aporta frío en vez de darnos calor.

Ligereza

Para que nos permita llevar nuestra ropa térmica dejado de otras prendas, como la segunda capa y la tercera y que no se note su existencia, normalmente destaca por ser muy ligeras, la composición suele ser de poliéster o poliamida.

Reguladora de la temperatura

El objetivo de toda ropa térmica, y en ello se basa toda la investigación de las diferentes tecnologías, es que sea capaz de atrapar nuestro calor y retenerlo.

Utilización

Si nos preguntamos, ¿cuándo será necesaria la utilización de la ropa térmica?, pues es aconsejable cuando hay una temperatura lo suficientemente baja para que la ropa técnica normal que utilizamos no es suficiente para que no pasemos frío.

¿Cuándo utilizar la ropa térmica?

El uso de la ropa térmica es aconsejable cuando las temperaturas descienden de tal forma que con nuestra ropa técnica normal no es suficiente para mantenernos en calor. Evidentemente la sensación de frío es muy subjetiva y cada persona tiene una tolerancia diferente al frío.

Tipos

La ropa térmica se divide en dos tipos principales, las prendas interiores y exteriores, que se pueden utilizar por separados o conjuntamente según el frío que haga en el exterior.

La ropa interior encontraremos tanto camisetas como mallas, para la exterior podemos tener pantalones, forros polares, guantes, …

En invierno y en los días muy fríos combina estas prendas con el resto de tu ropa y no pasarás frío.


¿Te ha gustado este post?, puedes visitar al resto de post de nuestro blog y también puedes ver nuestras rutas, que seguro que hay algo más de tu interés.

Además puedes hacer suscriptor, en el lateral, y recibir semanalmente nuestro boletín de noticias con artículos sobre material, consejos, opinión y rutas.

También puedes patrocinar nuestras rutas y poner tu establecimiento en nuestras recomendaciones.

Te recomendamos