¿Por qué me duelen mis rodillas?

¿Por qué me duelen mis rodillas?

  • Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:Consejos
  • Comentarios de la entrada:2 comentarios
Compartir

Qué increíble es el senderismo, nos sumergimos en la naturaleza, recorriendo kilómetros, nos olvidamos de nuestra vida diaria y además es un excelente manera de aumentar nuestro bienestar tanto físico pero sobre todo mental.

Pero, todos estos kilómetros que echamos en nuestras piernas pueden afectar a nuestro cuerpo, especialmente a nuestras rodillas. En este post vamos a intentar dar algunos consejos que podemos hacer para protegerlas mientras caminamos.

¿Por qué me duelen las rodillas?

Muchas personas sufren dolor en las rodillas mientras hacemos senderismo, yo me incluyo. Nuestras rodillas sufren más tensión cuando hacemos una caminata en la naturaleza que cuando vamos andando por la calle.

Los tres principales motivos por los que aumentan esta tensión principalmente el terreno, la zancada y el peso que llevamos.

Todos los senderistas pueden tener problemas de rodillas al caminar, tanto novatos como experimentados. Además, no por tener una mejor forma física y experiencia, nuestra articulación de la rodilla corre el riesgo de lesionarse al hacer una ruta de senderismo.

Entonces, ¿el senderismo es malo para las rodillas?

Posiblemente sea unas de las actividades que se realizan al aire libre que tengamos mucho menos impacto, como por ejemplo con el trail running. Pero, podemos dañarnos nuestras rodillas al caminar. Eso sí, existen formas sencillas de proteger nuestras rodillas y prevenir lesiones en las articulaciones de las rodillas mientras caminamos.

Algunas de las lesiones que podemos tener en la rodillas pueden ser distensiones musculares, esguinces, tendiditis, desgarros del cartílago, lesiones del ligamento cruzado anterior, … Algunas de estas lesiones pueden ser temporales y con el tiempo recuperarnos, pero otras pueden volverse crónicas, y tener que vivir nuestra vida con ella, o requerir al final una cirugía para corregirlas.

Tenemos que prestar atención a nuestras rodillas mientras hacemos una ruta, el dolor, la hinchazón, el calor, la pérdida de movilidad, pueden ser indicadores de que necesitamos proteger nuestras rodillas para que podamos continuar con nuestras rutas toda la vida.

Si crees que puedes tener una lesión, no juegue con ella, busca consejo médico Clic para tuitear

Vamos cuesta abajo, ¿por qué me duelen más las rodillas?

Debido a la postura que adoptamos cuando estamos en la bajada, la articulación de la rodilla sufre un aumento de la fuerza aplicada, lo que aumenta el dolor y las lesiones.

Este verano cuando estábamos haciendo la ruta “Cerrada del Utrero – Cascada de Linarejos”, la última parte de la misma eran dos kilómetros aproximadamente de bajada, una de las partes con bastante pendiente, las rodillas nos temblaban, terminamos los dos que íbamos con bastante dolor en ellas.

La mayoría de las lesiones de rodillas ocurren cuando bajamos de una forma inadecuada, pero utilizando una técnica correcta, podemos minimizar el impacto y disfrutar del descenso.

¿Cómo prevenir el dolor de rodilla?

Nuestras rodillas soportan una gran cantidad de peso mientras caminamos, lo que la hace más vulnerable a las lesiones, afortunadamente tenemos formas sencillas de cuidarlas.

Equipo adecuado

Utilizar el equipo adecuado nos puede ayudar a protegernos mientras hacemos la ruta.

Los bastones de senderismo nos pueden ahorrar una gran cantidad de estrés en las rodillas, especialmente en los descensos. Estos nos ayudan a redistribuir el peso a los brazos y al tronco, lo que nos proporciona una mayor estabilidad y control, al tiempo que recudimos la tensión y el impacto en las rodillas y los tobillos.

Las rodilleras nos brindan apoyo y protección en la articulación. Hay muchas rodilleras en el mercado, todas diseñadas para diferentes necesidades, nuestro médico o fisioterapeuta nos puede ayudar a determinar cuál es el mejor tipo para nuestra situación.

Lleva un calzado inadecuado afectará a nuestros tobillos, rodillas, cadera e incluso a nuestra espalda. Llevar el calzado adecuado mejoran la estabilidad y la tracción, al mismo tiempo que amortiguan nuestros pasos para reducir la tensión y el impacto.

Invierte en el mejor calzado posible de senderismo, si nos duelen los pies o nos lesionamos debido a un calzado inadecuado, nuestra forma de andar se verá alterada, y este cambio postura provocará tensión en diferentes partes del cuerpo, incluyendo las rodillas.

Las bajadas

Para realizar una bajada correctamente debemos suavizar el impacto de nuestros pasos y mejorar la estabilidad.

Utilizar unos bastones de trekking nos ayuda a distribuir bien el peso y aumentar nuestra estabilidad. Además es importante utilizar un calzado adecuado, normalmente cuando tengamos una bajada fuerte quiere decir que estamos haciendo un recorrido por la montaña, por lo que lo más adecuado es utilizar unas botas de montaña que nos sujeten bien el tobillo, si nuestros tobillos son inestables nuestra forma de andar va a cambiar y pondremos una tensión adicional en nuestra rodilla.

Debemos ir a un ritmo adecuado, debemos dejar que la gravedad nos marque la velocidad, descender el camino demasiado lento agrega presión a la articulación de la rodilla y si vamos demasiado rápido también lo aumenta.

Debemos ir con las rodillas sueltas, si las bloqueamos, las tenemos rígidas o tensas aumentan nuestra posibilidad de lesionarnos.

Si la bajada es fuerte, debemos caminar en zigzag, ya que nos ayuda a controlar el descenso, también es importante que nos inclinemos ligeramente hacia atrás para tener una mayor estabilidad.

Las subidas

Al igual que en las bajadas, en las subidas también se incrementa la tensión de las rodillas, para evitarlo podemos caminar con los pies planos evitando dar pasos con la punta del pie.

También debemos dar pasos más cortos.

Estiramiento

Cuando vamos a hacer senderismo, una cosa que no tenemos mucho en cuenta son los estiramientos.

Estire antes de empezar la ruta, para mejorar la flexibilidad muscular, también estire después de la ruta, ya que será necesario para evitar la presión de nuestros músculos.

Además un masaje en las piernas después de una ruta nos alivia mucho de la tensión de las rodillas.

Elija la ruta correcta

Elija una ruta que podamos realizar, los principiantes deben de empezar por rutas sin prácticamente desnivel antes de empezar con rutas exigentes.

Algunos senderos son mucho más duros para las rodillas que otros, por ejemplo una ruta por una pista es muchos mas bueno para nuestras rodillas que los senderos por terreno rocoso.

Es importante que aunque sigamos estos consejos que te hemos dado, si nos duelen las rodillas es importante que acudamos a nuestro médico o a un fisioterapeuta para que nos ayuden a recuperarnos.

Foto de portada:Imagen de Dr. Manuel González Reyes en Pixabay


¿Te ha gustado este post?, puedes visitar al resto de post de nuestros blog y también puedes ver nuestras rutas, que seguro que hay algo más de tu interés.

Además puedes hacer suscriptor, en el lateral, y recibir semanalmente nuestro boletín de noticias con artículos sobre material, consejos, opinión y rutas.

También puedes patrocinar nuestras rutas y poner tu establecimiento en nuestras recomendaciones.

Esta entrada tiene 2 comentarios

  1. Juanma

    La mejor forma de proteger las rodillas es fortalecer los cuadriceps. También es importante saber valorar si estamos preparados para afrontar una ruta en concreto, en caso contrario no hacerla, evitará hacer trabajar a las rodillas más de la cuenta con el consiguiente desgaste innecesario. Saludos.

  2. nono

    Pues si, fortalecer los cuádriceps es muy importante, es más yo por otra lesión estuve un par de meses parado y me empezaron a doler las rodillas porque perdí musculatura.
    También estoy de acuerdo contigo en que la preparación de una ruta es muy importante y si no estamos preparados no debemos hacerla.
    Saludos

Deja una respuesta