Cómo conseguir agua potable en la naturaleza

Escrito por:

Artículo de Consejos

Cómo conseguir agua potable en la naturaleza

En los consejos que siempre hemos dado, decimos que siempre incluyamos en nuestra mochila, una camtimplora, una botella o un camelback con agua.

Si hemos programado bien nuestra ruta, nos informaremos de la duración, del tiempo y si en el camino hay agua potable. Pero nos puede pasar que en alguna ocasión que alguna de las previsiones que hemos realizado, por ejemplo, que haga más calor de lo previsto, y se nos termine el agua que llevamos a cuesta.

Esto puede ser preocupante e incomoda, pero no dramática. Sabemos que en muchos sitios donde hacemos nuestras rutas, el agua aflora con regularidad, como en zonas de montaña, pero también es cierto que en otras escasea o falta, especialmente en verano.

Beber cualquier agua puede provocarnos unos graves problemas de salud, ya que puede tener sustancias químicas o seres vivos que puedan contaminarla.

Debemos asegurarnos que el agua sea potable a la hora de beberla.

¿De dónde cogemos agua?

Tenemos que escoger bien el lugar donde recogeremos el agua. Si corre, forma cascadas pequeñas por la vegetación o por el terreno, si brota entre rocas, será mucho mejor que si está estancada.

Debemos comprobar que en las zonas próximas o superiores no hay excrementos o indicios de estancia de animales o personas que pudieran contaminar el agua.

Si estamos en la montaña y tenemos nieve, también podemos cogerla de una zona que no esté pisada.

¿Cómo tratar el agua?

Filtrado

Si el agua que hemos conseguido está turbia, lo primero que debemos hacer es dejarla quieta para que se depositen las partículas en el fondo. Después pasaremos la parte superior limpia a otro envase, sin mover mucho el recipiente.

Una vez pasado al otro recipiente debemos filtrarla, para ello podemos utilizar una servilleta o algún tejido tupido.

Con este procedimiento nos permitirá eliminar los parásitos más grandes, pero se nos colarán bacterias y virus.

Hervir

Hervir el agua apenas algún minuto es suficiente para eliminar virus, bacterias, protozoos o gusanos, es decir, restos biológicos. Pero lo cierto es que incluso temperaturas entre 55º y 70º C, mantenidas varios minutos, son suficientes para lograr el mismo efecto.

Añadir cloro

Podemos utilizar unas gotas de lejía que sea apta para la cloración de agua de consumo. Entre 1 y 4 gotas, según la concentración de cloro que tenga la lejía, sirven para desinfectar un litro de agua. Después de añadir tendremos que esperar entre 15 y 30 minutos, para poder beberla.

Añadir yodo

La lejía no es un producto normal que llevemos en nuestra mochila, pero seguro que tenemos en nuestro pequeño botiquín uno de los desinfectantes más frecuentes, la povidona yodada, es decir, el betadine. Para ello, debemos añadir entre 2 y 10 gotas por cada litro de agua, también debemos esperar antes de beber entre 15 y 20 minutos.

Otra forma de usar el cloro o el yodo es mediante pastillas potabilizadoras, que los contienen en diversas formas, que al ser añadidas a ciertas cantidades de agua liberaran estas sustancias y la potabilizan.

Filtros

Un procedimiento interesante es el uso de filtros. Los hay muchos, y no todos son igual de eficaces. Lo que hacen es que el agua dudosa o no potable, pase a través de sustancias con poros. Cuanto menores son los diámetros de los agujeros, menos gérmenes serán capaces de atravesarlo y más limpia será el agua.

Para aumentar su eficacia, hay marcas que añaden plata, resinas de yodo o carbón activado.

Radiaciones

Podemos potabilizar el agua con la luz solar, es ideal para los momentos que estamos en la zona donde podamos descansar durante mucho tiempo.

El agua una vez filtrada de la turbiedad como decíamos anteriormente, debemos exponerla durante como mínimo unas 6 horas al sol, en recipientes transparentes.

Estos son los consejos que os damos para potabilizar el agua en la naturaleza, pero lo ideal es programar muy bien la ruta y llevar el agua suficiente para no tener que hacer estos métodos.

 

Deja un comentario